martes, 20 de mayo de 2008

A VECES

A veces tengo blancas noches
Y estrellas fugaces que cuelgan de mi ventana
Y pequeños mundos en mis manos

A veces tengo duendes que cruzan el arco iris
Y hadas diminutas y coquetas que se van tras el horizonte…

A veces tengo grillos cantando a la luna
Y un turbión que despierta a la selva…

A veces tengo hojas verdes en vez de billetes
Y un diente de leche que espera volver a su sitio…

A veces tengo esperanzas en la mochila
Y otras tantas llevo, a paso lento, incertidumbres….

A veces me embarga el silencio…
Se lleva mis palabras y algunos versos…
Se lleva también, mis miradas en tus ojos…

A veces me golpea la indiferencia
Y no escribo más en las paredes
Ni arranco versos del jardín de tu luna…

A veces vivo y muero en el vacío…
Y otras tantas, resucito encima de una blanca ola…
Y caigo en alguna playa sin encontrar tus huellas…

A veces me calienta el sol mientras el cielo gris llora…
Y un aleteo de paloma disfraza de inocencia a la melancolía…

A veces sobre el pecho tengo mis manos
Con cierto temblor, apunto al cielo y mato una nube

A veces comprendo las cosas que quieres
Pero más comprendo mis tristezas cuando tu nombre
Se convierte en una constante locura…

A veces vuelves con besos en los labios
Con frutas en el canasto y un ramillete de flores

A veces vuelves y me rehúso a estar cuerdo…
A veces vuelves y yo vuelvo contigo…

Pero…
Solo a veces volvemos a estar los dos juntitos…

2 comentarios:

Marco dijo...

Se siente mucho y se lee fácil.
La melancolía es una compañera que no se va nunca.
Un abrazo.

Fille de la Lune dijo...

Aquí una nueva lectora.
Lindos versos, todos.
Tiempo Azul es hermoso, y A Veces también.
:D
Saludos.